¿Qué puedo decir acerca de Rick Warren? (David Choiniere)

by David Choiniere – Guatemala/Guatemala-City  site: Dominionismo en todas sus formas 04/09/2014

¿Qué puedo decir acerca de Rick Warren? Su Christlam es una herejía. El se asocia con herejes totales. Él utiliza el modelo de negocio de crecimiento de la iglesia que le habían enseñado Peter Drucker y Robert Schuller, dos hombres cuestionables como amigos. Él dice una cosa a la prensa secular y otra cosa a la iglesia tratando de complacer a todos. Él no tiene ninguna verdadera presentación del evangelio en sus mensajes a pesar de que afirma creer en la Biblia. Él usa la terminología puramente sicologica. Él usa hasta 50 versiones diferentes de la Biblia, tratando de encontrar versículos que parecen respaldar su falso mensaje. Él piensa que si alguien lo ataca no tiene derecho a hacerlo. Se jacta constantemente de su „buena“ que funciona como su diezmo inversa donde afirma que diezmar el 90% de sus ingresos de sus libros.

Él predica las buenas obras, pero no la fe en la obra expiatoria de Cristo. Él es ’sensible al buscador‘ (seeker-sensitive) y piensa que las iglesias deben tener los servicios con un mensaje que atienden a las necesidades sentidas de los no creyentes. Afirma que no se presenta como emergente, pero se pasea con líderes de la iglesia emergente. Él es un dominionista y cree la misión de la iglesia es de cambiar la sociedad a través de programas como su plan de paz, y no solamente lo de predicar el evangelio. Su plan de paz es tonto, inviable y no tiene nada que ver con el evangelio. Predica la autoestima y reclamaciones tenemos que amarnos a nosotros mismos antes de que podamos amar a otras personas. Él aboga por la oración contemplativa, donde se medita sobre un pasaje de la Biblia para obtener lo que Dios podría estar tratando de decirle a usted a través de una experiencia mística en vez de tomar el pasaje a su literal aplicación. Toma versículos fuera de contexto para darles el significado que quiere que tengan.

El principal mensaje en su predicación es que no podemos ser felices hasta que hayamos encontrado nuestro propósito para nuestras vidas. Ignora cómo no podemos ser felices hasta que hemos nacido de nuevo del Espíritu primero y nos arrepentimos del pecado. En lo mejor, él pone el carro delante del caballo, en lo peor, confunde el mensaje de Jesús a que uno sólo encontre su propósito en la vida. Sí, eso es Rick Warren.


%d Bloggern gefällt das: